Los niños/as disfrutaron de lo lindo en Salamanca con la actividad organizada por Mosqueros del Tormes

Enseñanzas sobre los peces y su entorno, como atar un anzuelo, la partes de una caña, el lanzado a cola de rata

Al final, por grupos, las enseñanzas se convirtieron en “examen” y los más aventajados consiguieron su diploma de “licenciatura en pesca”

Todos disfrutaron de una gran jornada de convivencia que, aunque sin peces, y fue una maravilla

Fotos y texto: Viti Paredes y Mosqueros del Tormes

Un año más, y van siete, el Club Deportivo Mosqueros del Tormes, en colaboración con el Excelentísimo Ayuntamiento de Salamanca y con motivo de las Ferias y Fiestas de esta ciudad, ha llevado a cabo, el ya tradicional curso infantil de iniciación a la pesca a mosca, sustituyendo la actividad de pesca de truchas arco iris en la piscina, por la famosa sentencia del Tribunal Constitucional, por una serie de juegos y actividades, todos ellos en torno a los peces, principalmente la truchas y su pesca con cola de rata y mosca, tales como enseñarles a conocer las diferentes partes de un anzuelo y su denominación, así como a realizar el atado de la mosca, y la ejecución de ellos mismos del montaje de una mosca, en este caso un escarabajo. Explicarles las partes de una caña, del carrete y todo lo que este alberga, desde el baking, hasta el tippet, y por supuesto la mosca, y cómo y en qué orden colocarlo todo.

Todas estas teorías ha sido rematadas con prácticas de cómo montar una mosca, realizar lances, y juegos en forma de fichas y sopas de letras que tenían que solucionar los pequños/as y que les hacía conseguir puntos para, al final, aquel grupo más destacado obtener un premio especial, aunque todos consiguieron su diploma que acreditaba su licenciatura, así como un regalo en forma de imitación de mosca realista.

Los niños se lo pasaron tan bien o mejor que cuando había truchas pero, con una particularidad, aprendiendo bastante más.
Y añadir solo una cosa más, los monitores disfrutamos bastante más que los niños, a pesar de terminar tarde una jornada de 11 horas continuada, en la que finalizamos completamente rendidos pero, dispuestos a volver a la terea al día siguiente, aunque en ese caso con niños/as con algún tipo de discapacidad.

Los diplomas han sido un rotundo éxito. Sólo hace falta ver las fotografías adjuntas y observar las caras de felicidad de los pequeños. Esa satisfacción reflejada en sus rostros es la misma que se han llevado todos los monitores participantes en este VII Curso para niños/as y discapacitados, organizado por Mosqueros del Tormes.

Gracias y enhorabuena.

Galeria de imagenes

Opción de comentar, desactivada.